Puesta a punto para piscinas en Barcelona

La puesta a punto para la piscina, es la operación más importante antes de la temporada de baño, a principios de primavera, teniendo como objetivo prepararla técnicamente para que se encuentre lista para su uso y disfrute.

–       En caso de disponer de toldo o cobertor durante el invierno, se debe de extraer y  eliminar toda el agua acumulada en el toldo, extenderlo, secarlo bien y guardar.

–       Revistar toda la instalación para verificar que no hayan restos de óxido en las zonas metálicas o fisuras/grietas en los accesorios de plástico. Limpiar el pre filtro de la bomba de filtración. Verificar que las juntas estén en correcto estado y en caso de estar resecas, sustituirlas.

–       En función del filtro que se disponga, en caso de ser metálico; raspar las zonas oxidadas e incrustaciones calcáreas y aplicar pintura antioxidante. Comprobar que la carga filtrante de sílex este en buen estado, en caso contrario, cambiarla. Si es filtro que dispone es de cartucho, es recomendable limpiarlo con agua a presión.

–       Dependiendo de las Comunidades, el agua de uso doméstico contiene una alta concentración de cal, proliferando a crear incrustaciones calcáreas en las tuberías y dando paso a dificultar la circulación de la filtración, perdiendo así la eficacia y potencia del caudal. Para resolver este problema se utiliza un ácido específico, realizando un tratamiento en circuito cerrado.

–       Si se dispone de uno o varios skimmers en el circuito de tuberías, es importante sacar los paños utilizados durante el tiempo de hibernación de la piscina y sustituir las las lengüetas del interior para conseguir la misma presión de cada uno de los skimmers. Sacar también los tapones de la toma de limpia fondos y fondo.

–       Se debe purgar de forma manual el filtro y la bomba, La bomba dispone de dos purgar, ubicadas en la parte inferior, para el pre-filtro y la turbina. La purga del filtro se encuentra en la parte inferior, muy cerca de la base de apoye al suelo.

–       El siguiente paso es colocar la válvula de 6 vías en posición de circulación, llenar el pre filtro con agua y encender el armario de maniobra.

–       Limpiar de forma manual a través de la toma de limpiafondos toda la suciedad acumulada durante el invierno. Extraer mediante él recoge hojas todas las hojas secas y la polución y limpiar todas las paredes con el cepillo especial, evitando ser muy agresivos para no dañar la superficie.

–       Reponer agua para mantener los niveles adecuados, comprobar que la bomba aspira por toma de fondo y skimmers, la proporción es de 2/3 por fondo y 1/3 en skimmer. Para eliminar todo tipo de restos de cloro, cobre, magnesio, residuos calcáreos acumulados, es importante dejar funcionar la filtración durante 48 horas y pasar el limpiafondos diariamente durante 7/8 días.

–       Finalmente se analiza el agua y se comprueba que todos los parámetros químicos son correctos y disponen los parámetros adecuados. Revisar focos, escaleras y accesorios de la piscina.

–       Para mantener el agua de la piscina en buen estado es fundamental realizar una correcta desinfección, para ello se añade producto químico controlando todos los parámetros; el PH, los estabilizadores, la alcalinidad,  la dureza y las algas, etc.

puesta-a-punto-piscinas

Se han cerrado los comentarios